X

Visita También
Todo para ejercitarte en casa

Visita También
Todo para ejercitarte en casa

consejos freidora | Freidora de aire, recomendaciones para un mejor uso de tu freidora Avera

Freidora de aire, recomendaciones para un mejor uso de tu freidora Avera

Todo el mundo sabe que una de las formas más habituales de cocinar es la fritura. Por supuesto, al comer de esta manera es indispensable no llevar un estilo de vida sedentario, pues comer frituras con frecuencia tiene un aporte calórico excesivo; es por eso que las freidoras de aire son una excelente opción para la salud.

Una freidora sin aceite, incide aire caliente en los alimentos y, según el modelo y capacidad, requiere ciertos cuidados y recomendaciones que el usuario debe seguir en la cocina. El día de hoy vamos a hablar un poco más de las funciones de la freidora de aire caliente.

Freidoras sin aceite, ¿Cuáles son las mejores freidoras?

En casa tenemos horno convencional, horno de microondas, horno eléctrico y actualmente cada vez hay más freidoras sin aceite haciendo la función de cualquier sartén que antes utilizábamos para freír, ahora freímos con un mínimo de grasa y con apagado automático que nos ahorra comida quemada.

Habitualmente en nuestros hogares podemos encontrar tres modelos de freidoras. Pero vamos a hablar un poco de cómo realizar una correcta elección de nuestro aparato.

  • Presupuesto: debido a la variedad de dimensiones, marcas y características, los precios varían mucho, pero la verdad es que todas las freidoras realizan el mismo trabajo;
  • Modelo: la freidora eléctrica puede tener un sistema de temporizador analógico o digital y hemos de decir que no hay consenso sobre cuál es mejor, ya que depende de la persona y lo que requieran en la cocina, pero ambos funcionan bien;
  • Consumo de energía: los modelos más pequeños son más económicos en términos de consumo de energía. Sin embargo, si tienes una familia numerosa o tienes muchos invitados, no es del todo agradable usar la freidora varias veces al día, ya que lo barato puede salir caro;
  • Accesorios: algunos modelos de freidoras eléctricas vienen acompañados de accesorios que le dan más funcionalidad.

Cuidados importantes para tu freidora

  • Limpieza del dispositivo

Primero, limpiar tu freidora de aire es muy simple, solo debes tener a la mano agua tibia, vinagre y bicarbonato de sodio. Calienta alrededor de un litro de agua hasta que hierva y remoja las piezas durante unos 30 minutos en la solución.

  • Ten cuidado con las partículas más pequeñas.

Los alimentos como el coco rallado y otros que tienen partículas más pequeñas solo deben agregarse al final de la preparación, ya que son pequeños y pueden acumularse en los pequeños compartimentos de la freidora durante el movimiento giratorio.

  • Ten la freidora siempre en un lugar organizado.

Es importante reservar y organizar un lugar en tu casa para guardar tu freidora. Vale la pena recordar que este espacio no debe estar demasiado caliente. Lo ideal es colocar tu Air Fryer sobre una mesa, en el ambiente más abierto posible.

Algunos consejos de cuidado de tu freidora

Si ya tienes una Air Fryer en casa o estás pensando en hacerte de una, presta atención a los cuidados necesarios que debes tener con ella, sobre todo si compras nuestra marca Avera:

  • No uses papel de aluminio para preparar los alimentos, ya que esto impide que las funciones se desempeñen correctamente;
  • Pon la comida sin aceite o si acaso usa un poco pero guíate por las mejores grasas a usar y de las cuales hablaremos un poco más adelante;
  • Al limpiar tu freidora de aire, lava la cesta y el recipiente con agua y detergente y no uses esponjas ásperas o que tengan fibras de acero;
  • El exterior se puede limpiar con un paño húmedo y detergente, pero no se puede ni es necesario lavarlo con agua corriente;
  • Coloque la freidora sobre una superficie adecuada, plana y ventilada, incluido para su almacenamiento.

Recomendaciones para usar por primera vez una freidora de aire caliente

1. Coloca la freidora de aire en un lugar adecuado

La freidora se calienta mucho cuando está en funcionamiento, por lo que hay que colocarla sobre una encimera que aguante el calor, como las de mármol, granito o similares.

Recuerda también que hay una salida de aire caliente en la parte posterior de la freidora, por lo que no debe estar demasiado cerca de la pared, gabinetes u otros electrodomésticos. Los fabricantes sugerimos una distancia de separación mínima de aproximadamente 10 cm.

2. La primera vez que use la freidora, “cure” el antiadherente

Antes de usar tu freidora debes someterla a un proceso de preparación antes de ser utilizada por primera vez.

Como el recipiente y la cesta de la freidora son antiadherentes, debe seguir estos pasos antes de usarlos por primera vez:

  • Lava con detergente y esponja suave y seca con un paño limpio y seco;
  • Engrasa todos los lados del bol y la cesta con aceite. Eso significa que vas a esparcir una fina capa de aceite con una toalla de papel.
  • Coloca la cesta e introdúcela en la freidora, enciende el aparato y déjalo a temperatura máxima durante 5 minutos;
  • Retira de la freidora y cuando esté frío, vuelve a lavar y seca. A partir de ese momento ya puedes usar normalmente según la receta.

3. Precalentar la freidora sin aceite

Cuando vas a utilizar el horno, siempre lo precalientas, ¿no? Lo mismo ocurre con la freidora, nunca debes iniciar a temperatura ambiente y siempre debes precalentar antes de usarla.

Antes de iniciar con una fritura es necesario precalentar la freidora; una vez hecho esto debes colocar los alimentos y comenzar el proceso.

Otra razón para precalentar la freidora es que las recetas siempre asumen que la freidora ya está precalentada. Entonces, si no precalienta, deberás agregar unos minutos al tiempo especificado en la receta.

¿Cómo precalentar una freidora?

Simplemente enciende la freidora a la temperatura especificada en la receta y configura el temporizador para que caliente por 5 minutos . Si no se especifica ninguna temperatura, ajústala a la temperatura máxima (normalmente son 200°C o revisa la guía de uso).

Cuando el temporizador llega a cero, el dispositivo emite una alarma y se apaga la luz automáticamente. En este punto, la freidora está lista para que tus alimentos puedan ser fritos sin problema.

Importante: nunca precalientes la freidora sin comida dentro.

4. Usa aceite (pero no demasiado)

Muy bien, ya sabemos que es una freidora sin aceite, y que en teoría deberías prescindir de él. Y en efecto, hay muchas cosas que puedes usar sin usar aceite. Pero para muchas preparaciones necesitarás utilizar un poco, aunque no te preocupes que lo vamos a reducir casi a un 70%.

Quizá te estarás preguntando ¿por qué debería usarlo? Y es simple, lo harás para que la comida quede más crujiente y apetecible, se recomienda untar un poco de aceite sobre la comida a fritar.

Para esparcir el aceite de manera uniforme y que no excedas, puedes usar un cepillo, una servilleta o incluso tus dedos. Una forma muy fácil que evita el desperdicio es comprando aceite en spray; así te darás cuenta que utilizas solo el necesario.

Top de aceites a utilizar en nuestro electrodoméstico

Siempre se recomienda utilizar oliva o aceite de girasol “alto oleico”. Ambos forman una costra en la superficie de los alimentos, lo que evita que pierdan tanta grasa y mantienen la jugosidad en su interior. Además, son los aceites más estables, los que mejor mantienen las temperaturas requeridas para freír y los que más tiempo soportan altas temperaturas.

En estos aceites, la presencia de ácido oleico les proporciona una mayor estabilidad frente a otras grasas, como el aceite de girasol, soya o maíz, entre otros. Grasas a las que la alta temperatura provoca una rápida oxidación y cambios posteriores. Además, la oliva y el girasol “alto oleico” formarán menos espuma en la freidora que otro tipo de aceites.

Esto permite que el sistema de tu freidora de aire caliente tenga una mejor función y logre mantener caliente el ambiente dentro de la cámara sin problema.

5. No llenes la freidora de aire en exceso

Esta es una recomendación que a veces pensamos que no es muy importante pero que es necesaria para poder tener un buen funcionamiento de nuestro electrodoméstico. Todas las freidoras de aire tienen una marca de capacidad máxima.

Debes saber que si llenas demasiado la freidora, la comida se llenará de vapor y se volverá blanda y mala; eso significa que no se va a lograr el efecto crujiente y a la vez suave que la comida debería tener.

Esto sucede porque se necesita espacio para que el aire súper caliente circule de manera perfecta entre los alimentos, ya que es este aire el que “freirá” los alimentos.

Para un mejor funcionamiento de la freidora, lo ideal es hacer una sola capade comida, ya sean papas, verduras, carnes o panes con queso. En cualquier caso, nunca llenes la cesta más allá de la marca de cantidad máxima.

6. Mezcla la comida de manera periódica

De la misma manera que das vuelta a la comida cuando la fríes en una sartén o cuando la tienes en un asador, debes hacer lo mismo con los alimentos que estén en la freidora sin aceite.

Una buena práctica que puedes tomar en cuenta es sacudir la cesta de la freidora, especialmente cuando se fríen alimentos pequeños como papas, nuggets o alitas de pollo. Así, la comida se fríe de manera uniforme.

Cuidado al limpiar la Freidora de aire caliente

  • No utilices productos inflamables o abrasivos como alcohol, queroseno, lejía y disolventes. Por tratarse de un aparato eléctrico que es una fuente de calor, el uso de estos productos puede acabar provocando accidentes.
  • Evita limpiar la freidora con cepillos de alambre u otros materiales abrasivos, especialmente la cesta antiadherente. Siempre deberías optar por materiales suaves, como esponjas y paños de microfibra.
  • Cada vez que utilices la tu freidora, límpiala inmediatamente, especialmente cuando vayas a preparar alimentos muy grasosos o con olor y sabor fuerte. Así evitas la acumulación de grasa y haces el proceso más sencillo y rápido.
  • Si notas que la grasa se ha impregnado en la cesta o bandeja, haz lo siguiente: sumerge las piezas en un recipiente con agua caliente y detergente durante unos diez minutos. La tendencia es que la suciedad se desprenda de forma natural.
  • La canasta de la freidora eléctrica es apta para lavavajillas, pero primero, elimina el exceso de grasa.
  • Ten mucho cuidado de no mojar el cable eléctrico de la freidora. También ten cuidado de que no entre agua dentro del aparato.

Consejos a tener en cuenta al usar una freidora

Como todos los electrodomésticos del hogar, con tu freidora debes tener algunos cuidados para un mejor uso; hay muchas recetas que te indican procedimientos específicos usando la pantalla led táctil, consejos que obviamente deben tomarse en cuenta; sin embargo no todo tiene que ver con la convección o el sistema relacionado con la electricidad.

Tima en cuenta los siguientes consejos que ningún libro de recetas de freidoras de aire caliente te dirá:

Uso del elemento graso en el cestillo

Nunca mezcles diferentes tipos de aceites, a pesar de las recomendaciones de diferentes fabricantes de freidoras que lo aconsejan incorrectamente.

Cada tipo de aceite tiene un punto de ebullición, lo que daría lugar a la formación de sustancias tóxicas, cuando puede soportar temperaturas más bajas, comienza a arder.

No agregues aceite nuevo al aceite usado. El aceite quemado no se puede reducir mezclándolo con aceite puro, se descompone en otros productos al entrar en contacto con el aceite viejo.

Evita el sobrecalentamiento de los aceites. La temperatura óptima para freír es de 160 a 180 grados. Estos valores no deben superarse, especialmente si el aceite utilizado no es el de oliva. Los aceites de semillas no deben superar los 160 grados y deben usarse una sola vez, por lo que al final lo barato sale caro.

Como introducir los alimentos a la freidora

Los alimentos siempre deben estar secos antes de freírlos . El agua superficial promueve la descomposición del aceite y pueden ocurrir reacciones adversas.

Sería ideal filtrar el aceite después de cada uso, eliminando así restos de comida flotantes que contribuyen a su descomposición y oxidación. Si lo que estamos friendo son exclusivamente patatas fritas, esto no sería tan necesario si recogemos con cuidado los trozos que quedan con una coladera común.

Pero en los fritos con huevo batido o pan molido, es importante filtrar por un colador muy fino o filtro de café para un buen contenido de aceite restante.

Carrito de compra
Scroll to Top